Cómo ahorrar para una casa

Tener una casa propia es un gran sueño, una meta que muchos queremos alcanza al cumplir cierta edad. Cuando alcanzamos una edad más adulta, nos casamos, tenemos hijos y los enviamos a campamentos deportivos, los anotamos en la escuela y somos una familia felíz, sin embargo para que la felicidad sea completa tener una casa propia es elemental.

Una casa puede llegar a ser un tanto costosa, pero todo con mucha disciplina se pueden lograr. Hace años las casas eran realmente costosas y muy difíciles de comprar, sin embargo con el paso del tiempo el mercado inmobiliario se fue flexibilizando haciendo que está tarea no sea tan difícil.

En las siguientes líneas vamos a conocer  algunas medidas que se pueden aplicar para lograr ahorrar y tener tu casa propia, recuerda que todo se logra son un poco de trabajo y esfuerzo. 

Estos consejos son algo diferente, no es el típico “Pide una hipoteca” está vez te daremos tips para ahorrar sobre la marcha, esperamos que con estas técnicas logres comprar la casa de tus sueños.

Cómo Ahorrar Dinero para Comprar una Casa:

Te daremos un plan de acción, que cuenta con varios pasos enfocados en el plan inicial que es comprar una vivienda, sin que quedes pobre en el proceso.

Cree en ti

Este es el primer paso, debes creer en que puedes lograrlo, porque cuando crees algo lo creas y lo vuelves realidad. No es un consejo arrogante pero es el primer paso, cree en ti, eres grande y puedes lograr todo lo que te propongas. Si quieres una casa tienes que esforzarte y confiar en ti.

Sacrificios por un buen fin

Para ahorrar debes hacer algunos sacrificios, olvídate de comprar ese bolso “que necesitas” (que en realidad no necesitas) y ahorra ese dinero para tu casa. Aprende a vivir un tiempo sin gastos innecesarios, vale completamente la pena, piensa que en algún momento estarás abriendo la puerta de tu propia casa y toma eso como una gran motivación.

Divide de forma organizada tu dinero

Tu sueldo debe ser dividido de tres formas, gastos importantes (comida, deudas como luz, agua, teléfono, alquiler entre otros), ahorros para la casa, que debería representar el 45% de tu sueldo incluso más y por último un 5% para donaciones, uno de los principales puntos para ser abundante es el dar, cuando das eres más abundante, créeme esta es una excelente estrategia.

No te límites

Abandona las ideas de que no puedes hacerlo o que es demasiado, esto solo te afecta y no te deja seguir adelante. 

Escoge una casa

Con esto no te decimos qué te obsesiones son una, sino que escojas de un modelo y trabajes en función a cuánto cuesta esa casa. Una vez tengas el precio promedio de esa casa anotalo.

Hazlo Visible

Una vez tengas el precio de la casa y tu plan de ahorro es momento de tomar una hoja son el precio final de la casa, y abajo haz un cuadro de cuánto llevas ahorrado, colócalo en un lugar visible donde lo veas diariamente para motivarte.

Abre una cuenta aparte

Es importante que abras una cuenta aparte para ahorrar el dinero, esta cuenta no se toca hasta que compres la casa, congela las tarjetas de esa cuenta y déjalas en la nevera, nada de cargarlas, porque puede ser una gran tentación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *